El viaje de la meditación

El viaje de la meditación

publicado en: Práctica | 0

Cada vez que inicio una clase de yoga y pido a los alumnos que cierren los ojos, más de uno echa su pestañazo. Estamos acostumbrados a cerrar los ojos solo para dormir y sucede casi de manera inconsciente. Yo me atrevo a decir que la meditación también es un “sueño” desde subconsciente en el que siempre ocurre un viaje hacia dentro de ti…

Por supuesto, la ruta cambia cada día como la vida misma. No pretendan que la meditación sea igual en cada sesión. No te esfuerces en manipular la conciencia, déjate llevar… Que el vehículo sea la respiración, sin prisa… Debes permanecer sentado estático, con la espalda recta y dispuesto a soñar desde la paz, la tranquilidad y la prosperidad…. Conecta con esa energía para mejores resultados…

Es cierto que la mente quiere hacerte desviar del camino, hacia el pasado o el futuro… Lo único que debes hacer es respirar, retomar la ruta desde la inhalación y la exhalación…

De esta manera entrenarás la mente para abrir una puerta al subconsciente con la intensión de relajarse, energizar los chakras y las fuerzas interiores, generando grandes beneficios en la vida cotidiana de forma que se aprovechen mejor todas las cosas positivas que se presenten en el día. Siéntate en el parque y rodéate de los sonidos de la naturaleza… También puedes hacerlo en una habitación en silencio.